Sábado, 04 de Febrero de 2017

El Centro Cultural se suma este año a la tradicional venta de gargantillas solidarias de San Blas cuyos fondos se destinan al Colegio de Armenteros. Cada 3 de febrero, tal y como marca el calendario, se celebra la festividad de San Blas, y quizá porque en su vida fuera médico a las famosas gargantillas de San Blas (las cintas de colores) se le atribuyen una vez bendecidas, según la creencia popular, la virtud de ayudar a alejar los males de la garganta. La tradición también dice que hay que llevar la cinta anudada al cuello desde ayer hasta el miércoles de ceniza.
Los que aún no la tengan están a tiempo de adquirirla, al precio de un euro, tanto en el Centro Cultural, como en la tienda Modas Cristina, que sirven de delegaciones del Colegio de Armenteros en esta labor solidaria.

Línea Verde Guijuelo

  • Texto pequeño
  • Texto grande